El fallecimiento del ídolo popular este miércoles causó una profunda conmoción en todo el mundo. Su paso a la inmortalidad nos llevó a recorrer su camino por el fútbol y entre los grandes recuerdos del Diez aparece uno que tuvo como escenario un estadio de Río Negro.

El 8 de abril de 1977, Pelusa convirtió su primer tanto con los colores representativos de nuestro país para darle la victoria por 2-1 al combinado juvenil Sub 20 en un encuentro amistoso ante Cipolletti en La Visera de Cemento.

En aquel momento, el talentoso futbolista surgido de las divisiones formativas de Argentinos Juniors convirtió un golazo desplegando toda su magia. Un gol que Juan Strak, quien jugó para la formación rionegrina, rememoró de una manera muy particular.

“Fue muy similar al gol que le hace a Bélgica en México ’86. Maradona arranca desde mitad de cancha, gambetea a 4 jugadores, incluyéndome a mí y define pegado al palo en el arco que le da las espaldas al pasaje Kleppe”, contó el Ruso.

“Ninguno de nosotros lo conocía a Diego, nos tomó totalmente por sorpresa. Con ese gol que nos hizo, nos dimos cuenta que él era un distinto. Estaba destinado a hacer historia”, comentó Strak.

El futuro astro mundial tenía tan solo 16 años y días antes había hecho su estreno con el seleccionado juvenil ante Atlético Chascomús. Dos años después, en 1979, se consagraría en el Mundial de la categoría en Japón.

La Visera tenía capacidad para 12.000 espectadores y quienes presenciaron ese encuentro recuerdan que la cancha estaba colmada. Quienes se dieron el lujo de asistir a ese amistoso se golpean el pecho y sienten orgullo de haber visto a Maradona marcar por primera vez con la camiseta argentina. (NoticiasNet)