Luego del excelente torneo que disputó el conjunto sanantoniense en la localidad de Roca, varios chicos que integraron el seleccionado fueron llamados a realizar pruebas futbolísticas y otros a terminar de incorporarse al club, como lo fue el caso de Gianfranco Livia, que ya viste la camiseta de Boca Juniors.

El torneo que terminó el 22 de enero y más allá de haber conseguido el tercer puesto con el que volvieron más que felices, dos nenes fueron vistos por cazatalentos del club Estudiantes de la Plata. Ellos fueron, Nahuel Cagnoli y Diogo Sandoval (arquero de Sol de Mayo que integró el plantel del “Depo” en Roca). Ambos deberán presentarse el 21 de febrero en la ciudad de La Plata en la que estarán una semana realizando distintas pruebas.

El entrenador del equipo, Gonzalo Peñepil, demostró su agrado al enterarse de lo sucedido con las convocatorias y con el ya fichado por Boca, Gianfranco Livia, y agregó que, además de buscar los resultados positivos en cuanto a los partidos, también estos llamados de clubes grandes son el fruto de todo el trabajo realizado por los chicos y los mismos padres y allegados que lo hacen posible.

Por otro lado la categoría 2006 de Sol de Mayo, se estará presentando en un torneo en Villarino que se jugará desde el 17 al 24 de febrero y que justamente, el equipo viedmense contará con la presencia de Cristian Agüero y Thiago Homman, jugadores del Deportivo SAO.